El surgimiento de la Psicología de la Salud fue a partir de una perspectiva sistemática e integrativa, con psicólogos pertenecientes a diferentes áreas. 


Se reafirmó que el comportamiento es crucial para mantener la salud o para generar la enfermedad. 
Matarazzo (1980) define a la Psicología de la Salud como "la suma de las contribuciones profesionales, científicas y educativas específicas de la Psicología como disciplina, para la promoción y mantenimiento de la salud, la prevención y tratamiento de la enfermedad, identificación de los correlatos etimológico y diagnósticos de la salud, la enfermedad y la disfunción asociada, además del mejoramiento del sistema sanitario y la formación de una política de la salud". 

Las intervenciones que hace el psicólogo de la salud están dirigidas a:
●    Modificar actitudes promoviendo y mejorando la salud. 
●    Modificar procesos fisiológicos previniendo y tratando la enfermedad. 
●    Implementar campañas de educación dirigidas a la comunidad. 
●    Mejorar el sistema sanitario a través de la creación de políticas sanitarias adecuadas. 

La medicina comportamental es un área cercana a la Psicología de la Salud, ya que es una gran herramienta para ciertos tratamientos que impliquen la modificación de conducta. 

Hasta aquí se ha hablado del papel que desempeña el psicólogo con el enfermo, sin embargo no es todo el trabajo que se puede realizar en esta área. El acompañamiento terapéutico para el o los cuidadores es importante ya que no sólo el enfermo requiere de atención. Existen estudios donde comprueban que el desgaste físico y emocional más grande lo lleva el cuidador. En enfermedades de etapa terminal es importante informar y dar ese acompañamiento al familiar a cargo para el proceso que vendrá desde la aceptación de la pérdida de salud así como los cuidados y posteriormente la etapa de duelo. El psicólogo tiene una ardua labor para con los cuidadores de enfermos en etapa terminal. 

La forma en que las emociones y las actitudes se relacionan con los procesos de salud y de enfermedad tiene gran peso en el proceso de aceptación y asimilación. Un adecuado seguimiento puede ser de gran ayuda tanto para el cuidador como para el enfermo. 

El psicólogo de la salud no podemos situarlo solamente en hospitales o centros de salud. Hoy en día la población y el entorno exige su participación en comunidades de escasos recursos o en grupos vulnerables. Las brigadas de salud facilitan la aproximación del psicólogo y el paciente, la atención que se les brinda se procura que sea de la misma calidad como si se hiciera en algún centro de salud, evidentemente no son las mismas condiciones, sin embargo el acompañamiento que se les brinda es el mismo. Promoviendo  las conductas de higiene, modificando actitudes para el mejoramiento de la salud, previniendo y tratando enfermedades y procurando que la información recibida tenga un impacto en sus vidas y la encuentren útil. 
 

Ultimos  Avisos

Síguenos en:

Contacnos

|  Cuautitlan Izcalli

Calle Rio verde #5 Colonia Luis Echeverría, CP 54753, Cuautitlán Izcalli, Estado de México.

|  CDMX 

Av Baja california 245 Piso 12, Col Hipódromo, CP 06170 Alcaldía Cuauhtémoc, CDMX​

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • LinkedIn - Gris Círculo